Consejos valiosos para lidiar con la preocupación excesiva

¿Siente que ha estado demasiado preocupado hasta el punto de dejar que esto comprometa su calidad de vida? La preocupación excesiva es un trastorno que a menudo está relacionado con la ansiedad y tiende a ser persistente y difícil de controlar.

Todos nos enfrentamos a situaciones adversas que sacuden a diario nuestras sólidas estructuras. Sin embargo, tomar medidas prácticas, en lugar de simplemente pensar en los problemas, es la gran diferencia que separa a los resilientes de los conformistas.

Consulte algunos consejos valiosos que pueden disminuir su preocupación excesiva y mejorar su calidad de vida. Recuerde que si la afección persiste, es importante que busque ayuda especializada.

1 Mantenga un cuaderno de preocupaciones

"Camine con un cuaderno para anotar pensamientos", sugiere el Dr. Yan-Go, de la Universidad de California en Los Ángeles. Cuando esté preocupado por algo, escriba ese pensamiento. Escribir sus inquietudes es una buena manera de ver lo que tiene que hacer y resolver. Al despejar su mente de algunos pensamientos obsesivos, se vuelve mucho más capaz de encontrar la solución a un problema con tranquilidad.

2 Olvídate de las noticias nocturnas

Asumiendo que la mayoría de los noticieros nocturnos tienden a presentar asesinatos, agresiones y actos inhumanos, tienden a activar todos los mecanismos de despertar que tiene tu cuerpo. Lo cual, sin duda, acabará perturbando tu sueño y contribuyendo a tu ansiedad y preocupación.

Es en el sueño que nuestra mente se recupera, por eso es importante mantener una buena rutina de sueño.

3 Inspírate con lo que agregas

Invierta en lecturas agradables, música tranquila y programas o películas sin violencia. Estamos influenciados por el entorno en el que vivimos. Por eso es importante no solo estar inmerso en noticias que contribuyan a tu excesiva preocupación.

Sitios como Hypness o Só Notícias Boas son buenos para encontrar emocionantes historias de superación y conquista.

4 Desconecta por un momento

Si Instagram, Facebook o el exceso de mensajes en Whatsapp están contribuyendo al aumento de tu preocupación, considera la posibilidad de deshabilitarlos por un tiempo. Para muchas personas esto puede resultar difícil, pero necesario.

En lugar de ver la pantalla brillante del teléfono celular, tómese un minuto para buscar una distracción más contemplativa, como la jardinería, la meditación, caminar.

De esta manera, su mente tendrá más tiempo para relajarse y buscar soluciones a sus inquietudes.

5 Habla con alguien

Con demasiada frecuencia, la preocupación excesiva significa que no podemos ver alternativas a todos los problemas que plagan nuestra mente. Y esto contribuye a la situación de desesperación y ansiedad, que afecta en gran medida su calidad de vida.

Cuando hablamos con alguien en quien confiamos, como amigos o familiares, podemos ver la situación desde otra perspectiva y tener más ideas sobre cómo encontrar soluciones prácticas a nuestros problemas.

6 Busque ayuda profesional

No se avergüence si concluye que necesita ayuda profesional, como terapia, por ejemplo. Recuerda que la vida se compone de ciclos, y hay momentos en los que somos mejores que otros. Cree en ti mismo y en tu potencial y recuerda que todo en la vida tiene solución.