¿Cuándo sospechar un linfoma? Ver los principales síntomas

El linfoma es un tipo de cáncer que surge cuando una célula normal del sistema linfático cambia y comienza a diseminarse por todo el cuerpo. Debido a que no existe una causa bien definida, el diagnóstico temprano es la mejor manera de descubrir y tratar la enfermedad correctamente.

Para un diagnóstico precoz, es necesario conocer bien los signos y síntomas de estas enfermedades. Por eso, es importante conocer bien tu propio cuerpo. 

Lea también: 6 síntomas silenciosos del cáncer de colon que quizás no note

Linfoma no Hodgkin (LNH) y linfoma de Hodgkin (LH)

Los linfomas se dividen en: linfoma de Hodgkin y linfoma no Hodgkin. La principal diferencia entre ellos es la forma en que se diseminan por todo el cuerpo. La LNH se propaga de manera desordenada, mientras que la LH se propaga de manera ordenada por todo el cuerpo.

El más común de los tipos es el linfoma no Hodgkin. Es equivalente a casi el 90% de los casos de linfoma. Mientras que el linfoma de Hodgkin es responsable de aproximadamente el 12% de los casos.

Lea también: Vacunación infantil: conoce el calendario del Ministerio de Salud

Síntomas más comunes

Los síntomas de ambos son muy similares. Para activar la alerta de linfoma no Hodgkin, debe estar consciente de síntomas como hinchazón en el cuello, debajo del brazo e ingle. Incluso si no hay dolor o infección, esto ya es una señal de advertencia. Fiebre sin origen y adelgazamiento rápido. El síntoma también está presente en el linfoma de Hodgkin.

Otros síntomas comunes en ambos son sudores nocturnos inusuales. Además de picazón en la piel. En el linfoma de Hodgkin, dependiendo de la ubicación del tumor, es común tos, dolor de pecho, distensión abdominal, entre otros.

Estos son síntomas muy comunes, que pueden no activar la alerta de cáncer al principio. Sin embargo, es necesario que vayan acompañados de un médico, sobre todo si son frecuentes.

Lea también: Paperas: causas, síntomas y tratamiento

Factores de riesgo

Existen algunos factores de riesgo para ambos linfomas. Ambos tienen un mayor riesgo para las personas con baja inmunidad. Las personas con VIH, el virus de Epstein-Barr y HTLV1 y la bacteria Helicobacter pylori tienen un mayor riesgo de padecer algunos tipos de linfomas. Las personas que usan medicamentos inmunosupresores tienen un mayor riesgo de contraer linfoma de Hodgkin.

Además de estos factores, los trabajadores rurales representan un grupo de riesgo según el estudio Salud Agricultura Salud. La causa puede ser el contacto con productos químicos, como pesticidas.

Según información del INCA (Instituto Nacional del Cáncer), algunas sustancias químicas están relacionadas con la aparición de NHL. Entre estos productos se encuentran: pesticidas, bencidina, benceno, tetracloruro de carbono, solventes orgánicos, radiación ionizante y ultravioleta y otros.

Lea también: Los alimentos ultraprocesados ​​favorecen el envejecimiento celular

Formas de prevención

No hay formas de prevenir el linfoma de Hodgkin. Sin embargo, las dietas ricas en frutas y verduras pueden ser un gran aliado para prevenir tanto, como otros tipos de cáncer.

Linfoma no Hodgkin En cuanto a la exposición a sustancias químicas en el lugar de trabajo, lo ideal es eliminar estos factores del medio ambiente. Puede ser mediante la sustitución de productos por otros menos nocivos o incluso mediante el uso de equipos de protección adecuados.

Otra forma efectiva es reducir la exposición reduciendo las horas de trabajo y el monitoreo ambiental.

Atención:

Para tener el diagnóstico correcto de sus síntomas y realizar un tratamiento eficaz y seguro, busque la orientación de un médico o farmacéutico.