El aceite de oliva: un aliado de tu salud

¿Qué hace que el aceite de oliva sea tan bueno para la salud? Una razón es el alto contenido de ácido oleico, que ayuda a reducir los niveles de colesterol LDL malo y a combatir la inflamación. Además, también ayuda a reducir la presión arterial. En un estudio de 2009, 17 personas con diabetes tipo 2 y 23 personas sanas recibieron una dieta rica en aceite de oliva virgen extra durante un mes. Al final del estudio, ambos grupos mostraron una reducción de la presión arterial.

El aceite de oliva es rico en antioxidantes llamados polifenoles, compuestos antiinflamatorios que reducen los niveles de proteína C reactiva y se utilizan para evaluar los niveles de inflamación que son indicativos del riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas. Además, los polifenoles también pueden restringir el crecimiento de bacterias intestinales dañinas que causan infecciones en el tracto digestivo, especialmente la bacteria Helicobacter pylori, conocida por ser la causa de las úlceras de estómago.

Guía para elegir el mejor aceite de oliva en el momento de la compra

1. Compre virgen extra

Pero, ¿qué significa "virgen extra"? Virgen extra se refiere al aceite sin refinar que proviene del primer prensado de las aceitunas. Por tanto, tiene el sabor más fresco y los niveles más altos de fitonutrientes y colabora en la prevención de enfermedades.

2. Elija botellas oscuras

La luz y el calor pueden hacer que el aceite se eche a perder rápidamente. Por tanto, las botellas oscuras son las mejores opciones para conservar los alimentos durante más tiempo.

3. Busque frescura

Cuanto más fresco, más saludable es el aceite. Por lo tanto, verifique la fecha de cosecha o fabricación en la etiqueta, o al menos una fecha de vencimiento mejor. Además, evite comprar en exceso y llévese a casa solo las cantidades que utilizará pronto.

4. Pruébalo

Al igual que los vinos, los aceites de oliva de diferentes regiones varían en sabor. Así que experimenta para descubrir cuál te gusta más y cuál se adapta mejor a tus recetas.

¿Tu sabia?

En el 3500 aC, el antiguo pueblo minoico de la isla de Creta ya usaba aceite de oliva para cocinar; el ánfora de aceite de oliva más antigua data de esa época. Algunas fuentes señalan que las aceitunas se cultivaron en Canaán, ahora Israel, en el 4500 aC El aceite de oliva se usaba en rituales, medicinas, combustible, jabón y cuidado de la piel, así como en la cocina.